La Diputación apuesta por la promoción y la comercialización de los productos malagueños

Leonor García-Agua, diputada de Desarrollo Económico-Rural, participa en una mesa redonda sobre el futuro de la gastronomía malagueña

El futuro de la gastronomía malagueña fue el tema de debate de una mesa redonda celebrada ayer, martes, dentro del ciclo Cultura alimentaria y ciudadanía, que organizan conjuntamente la Oficina Provincial de Información Europea de la Diputación de Málaga, la asociación La Carta

Malacitana y el Ateneo de Málaga. Se apuntaron fortalezas y debilidades de la gastronomía malagueña y se expuso la necesidad de seguir poniendo en valor y difundir entre la ciudadanía la calidad y la variedad de los productos malagueños.


La diputada de Desarrollo Económico-Rural y Nuevas Tecnologías de la Diputación de Málaga, Leonor García-Agua, planteó en la mesa redonda la necesidad de mejorar la comercialización de los productos malagueños en nuestra propia provincia. Junto a la diputada, participaron la delegada provincial de la Consejería de Agricultura y Pesca de la Junta de Andalucía, Mónica Bermúdez, el secretario del Consejo Regulador de las Denominaciones de Origen Málaga, Sierras de Málaga y Pasas de Málaga, José Manuel Moreno, y el presidente de La Carta Malacitana, Manuel Maeso.


Leonor García-Agua consideró que el Pacto Provincial para preservar y difundir la cultura alimentaria malagueña, propuesto por La Carta Malacitana el 12 de enero de 2010 y aprobado por la Diputación el 3 de mayo de 2010, supuso un paso muy importante a la hora de unir sensibilidades en este tema, pero destacó que “ahora es el momento de dar otro paso más y volver a aunar esfuerzos para promocionar nuestros productos entre la ciudadanía malagueña”.


En este sentido, indicó que hay que poner en marcha “redes que comercialicen nuestros productos, que no deben quedarse solo en los mercados y en las pequeñas tiendas, sino que también hay que trabajar para que estén presentes en medianas y grandes superficies”. Al mismo tiempo, apuntó que los colegios, las residencias, los hospitales, los hoteles y, por supuesto, los restaurantes constituyen el mejor escaparate para difundir los variados y ricos alimentos  malagueños.


También defendió la necesidad de aprovechar el puerto de Málaga y sus cruceros, el aeropuerto internacional y sus empresas de catering de aviación y la estación de trenes y el AVE, por las que acceden y pasan numerosos turistas al año, como importantes espacios de promoción. Recordó que la mejor divulgación de la gastronomía malagueña es el boca a boca e incluso indicó que un reto importante es que los establecimientos de comida rápida de Málaga, cuenten también con productos malagueños en sus comidas.


La diputada de Desarrollo Económico-Rural se refirió también a la Mesa del Campo, iniciativa puesta en marcha por la actual corporación provincial en la que se está teniendo en cuenta las opiniones y las sugerencias de todos los sectores productivos de la provincia, olivarero, vitivinícola, subtropicales, cárnico, la miel, entre otros. Sobre este último, recordó que recientemente se ha firmado un convenio para que escolares de la provincia visiten el Museo de la Miel, situado en Colmenar.


Durante la mesa redonda, la delegada de Agricultura y Pesca comentó que el futuro de la gastronomía malagueña va unido al del sector agroalimentario, fuente de riqueza para todas las comarcas de la provincia. El secretario del Consejo Regulador valoró el que la dieta mediterránea haya sido declarada patrimonio inmaterial de la humanidad, pero alertó de que debemos superar el hecho de que en Málaga no se valora lo propio, y el presidente de La Carta Malacitana incidió en que hay que contribuir a que se desarrollen modos de vida y de alimentación más sanos.



- Fecha: 09/11/2011
© 2016 iAntequera.es. Todos los derechos reservados. Diseñado por iCIudad

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies