Ana Mata exige a la Junta que dé la cobertura que marca la Ley de Dependencia a las personas internas en centros privados de la provincia de Málaga

La vicepresidenta tercera denuncia que la delegación de Asuntos Sociales tiene sin firmar los expedientes que necesitan 33 discapacitados malagueños atendidos en centros privados para beneficiarse de la Ley de Dependencia

La vicepresidenta tercera de la Diputación Provincial, Ana Mata, ha exigido hoy a la Junta de Andalucía que asuma sus competencias y comience a dar cobertura legal a personas dependientes

que están en centros privados de la provincia de Málaga. Mata ha recordado que a pesar de que la Ley de Dependencia entró en vigor en 2007, la delegación provincial de Asuntos Sociales de la Junta tiene sin firmar los expedientes que facilitarían una atención pública a 33 pacientes que aún mantiene la Diputación en estas residencias. En este sentido, la institución se ve obligada a denunciar los convenios que mantiene con cinco residencias (Aspromanis, Sagrado Corazón de Jesús, SAR Guaro, Glorieta de San José y San José de la Montaña) debido a los informes jurídicos existentes y a los reparos legales que el interventor mantiene desde la entrada en vigor de la citada Ley de Dependencia. “Este tipo de convenios no cumplen la legalidad vigente por la poderosa razón, entre otras, de que las personas internas y mantenidas ahí según convenios privados tienen derecho a cobertura pública”, según Mata. La vicepresidenta ha asegurado que el portavoz del grupo socialista en la Diputación, Francisco Conejo, “miente de manera irresponsable y frívola cuando habla de presuntos recortes sociales en esta institución, puesto que sus compañeros en el anterior equipo de gobierno, contraviniendo con los informes citados, mantuvieron convenios con reparos de legalidad para ahorrarle a la Junta de Andalucía el coste de la atención a los dependientes”. En opinión de Mata, Conejo y sus compañeros del PSOE “usan a las personas dependientes, negándoles un derecho consagrado en una ley aprobada en el Congreso de los Diputados, y todo con el fin político de ahorrar a la Junta un coste superior a los 3 millones de euros, que es lo que se ha invertido desde la Diputación en la atención de estas personas”, ha asegurado la vicepresidenta tercera. Los responsables del Área de Ciudadanía, liderada por Ana Mata, han mantenido desde la llegada del nuevo equipo de gobierno reuniones con los mencionados centros asistenciales para analizar la situación legal de los internos. “Tanto Aspromanis como Sagrado Corazón de Jesús nos han manifestado repetidamente la incertidumbre que han sufrido en los últimos cuatro años porque eran conscientes de que las personas internadas no estaban recibiendo la cobertura que legalmente merecían”, según Mata. “Nos consta que el grupo socialista también ha mantenido contactos con los centros y no podemos entender ni tolerar que quieran usar a las personas dependientes para atacar a la Diputación”, ha comentado Mata. Además, ha reiterado que la institución tiene los expedientes de la Ley de Dependencia preparados para que los 33 internos en los diferentes centros conveniados puedan empezar a beneficiarse de la Ley de Dependencia, “pero la delegación provincial de Asuntos Sociales de la Junta no los firma, y no sabemos por qué”. En este sentido, se ha solicitado una nueva reunión urgente con la delegada y se ha garantizado a las familias de los internos que la Diputación estará a su disposición para cualquier necesidad “si la Junta, nuevamente, no cumple”. Por último, Mata solicita al portavoz socialista que “reme en el mismo sentido que el equipo de gobierno y no haga política partidista con estas personas más vulnerables”.

- Fecha: 31/10/2011

© 2016 iAntequera.es. Todos los derechos reservados. Diseñado por iCIudad

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies