Ricardo Millán: "Estoy orgulloso de todos los antequeranos"

En su último discurso como alcalde con motivo de la celebración del Día de Andalucía, Ricardo Millán ha afirmado durante el tradicional acto de entrega de distinciones municipales, celebrado en el Teatro Municipal Torcal, que "nunca me he sentido tan orgulloso como ahora de todos los antequeranos.
En los tiempos difíciles es cuando aflora el verdadero carácter, la capacidad de trabajo, la fe en nosotros mismos, en nuestro presente y en nuestro futuro. Un futuro que afrontamos con la confianza y la ilusión de saber que, juntos, podemos superar los retos que se presentan ante nosotros".

El alcalde ha explicado que "somos una comunidad, y esto quiere decir que compartimos un proyecto común, que convivimos aceptando nuestras diferencias, que somos diversos y en la diversidad encontramos todo aquello que nos une. Trabajamos con un mismo objetivo: ser mejores personas, ofrecer una vida mejor a nuestras familias, ser más solidarios con quienes más necesitan".

Millán ha recordado el protagonismo de la ciudad en el proceso autonómico, mediante la firma del Pacto de Antequera, y que "la autonomía ha llevado a Andalucía por el camino del progreso. Hemos conseguido metas impensables hace treinta años; hemos avanzado en todos los ámbitos sociales, económicos y culturales. Hoy somos más libres y hemos conseguido nuevos derechos que consolidan la calidad de vida y el bienestar social. Gracias a la democracia y a la autonomía".

"Creer en el autogobierno como instrumento para ofrecer a la ciudadanía más y mejores servicios públicos -ha mencionado-, para consolidar los derechos sociales, para educar con calidad, para avanzar en la igualdad de oportunidades, para potenciar la economía... Creer en el autogobierno es una cuestión de principios, de valores, y también de aprender de la experiencia. Pero precisamente cuando más cercanía al ciudadano se precisa, para conocer sus preocupaciones e inquietudes, y para dar respuesta a sus necesidades, hay quien cuestiona el Estado de las Autonomías. No tienen memoria, y confunden los valores con sus propios intereses particulares".

Ricardo Millán ha hecho hincapié en que "el bien común nunca debe estar supeditado a los intereses de unos pocos. En una situación económica como la actual, el bien común comienza con el esfuerzo de todos para crear empleo. Renunciar a los proyectos que generan puestos de trabajo es renunciar al futuro. El debate siempre es necesario en democracia. El debate sereno y sincero, de argumentos y razones, que dé sus frutos sirviendo a la ciudadanía, y no sirviéndose de ella. Pero cualquier debate debe comenzar respondiendo a estas preguntas: ¿queremos rechazar la solución a los problemas de cientos de familias antequeranas? ¿Cuántos lugares de España se opondrían a erradicar el desempleo?"

El alcalde de Antequera ha calificado la política como "una noble vocación de servicio público. En la política sobra el ruido de los gritos, los trazos groseros y la brocha gorda. Sobra la inquina personal, la difamación, el acoso y la falsedad. Sobra la persecución del poder a cualquier precio. La política es ponerse a disposición de los demás, trabajar las 24 horas del día para las personas, mantener intactos los principios y los valores".

La política, ha recalcado, "es el respeto al oponente, el trabajo serio y digno en las instituciones, la cercanía a los ciudadanos, renunciar a las diferencias cuando las circunstancias lo exigen".

El alcalde ha afirmado que "Antequera está en el centro de Andalucía, en el centro de muchas miradas, en el centro del futuro. Las grandes decisiones no se toman en un despacho, ni en la sede de ningún partido político. Las grandes decisiones se toman a diario en el seno de las familias, en los saludos cotidianos entre vecinos, en los pequeños, pero muy grandes actos, que marcan el día a día de las personas".

"Las grandes decisiones se toman en los momentos adecuados, y en las circunstancias más necesarias -ha concluido-. Los antequeranos y las antequeranas van a seguir haciendo grande a esta comunidad llamada Antequera, porque van a seguir tomando sus propias decisiones".

Los Efebos que se han entregado esta mañana han sido para:

- Julia Calatayud. Ha dedicado toda su vida al mantenimiento de un negocio familiar como es el Bar Castilla, lugar de encuentro de numerosos antequeranos, siendo característico en las Cuatro Esquinas durante distintas épocas. Aunque ya no atiende el negocio personalmente, sigue manteniendo una vinculación activa, preparando todas las tapas diariamente. El establecimiento ha ampliado sus dependencias con la apertura del Hotel Castilla, conociéndose el bar en la actualidad con el nombre del Bar del Guanchi.

- Fray Tomás Leal Rodríguez. Fraile carmelita, nacido en Hinojosa del Duque, que llegó a Antequera en 1973, donde ha ejercido la labor docente y las enseñanzas propias de la religión que profesa. Director del Colegio Nuestra Señora del Carmen durante un extenso período de tiempo, han sido muy numerosos los alumnos que han estado bajo su tutela, como profesor de diferentes materias y en su faceta de director.

- Octavio Cañuelo. Médico pediatra del Hospital Comarcal de Antequera con varias décadas de ejercicio de su profesión, siendo querido y admirado por cuantos han tenido ocasión de trabajar con él o de recibir sus atenciones profesionales. Conocido por muchas familias como "San Octavio", es toda una institución en el hospital.

- Asociación Imagina. Colectivo de jóvenes antequeranos que nacieron al abrigo de la Parroquia de San Sebastián. Entre sus fines está la atención a la población infantil de los colectivos más desfavorecidos. Íntimamente relacionada con la Asociación Mies, colaboran de forma intensa con el área de Servicios Sociales del Ayuntamiento, desarrollando programas de dinamización infantil en barriadas como Valdealanes, donde su labor es tremendamente apreciada.

- Antonio García Herrero. Trabajador municipal, en el taller de los picapedreros, que desempeña su oficio desde hace décadas, destacando siempre por las obras de arte que realiza. Ha realizado innumerables trabajos, tanto en talla de piedra como de madera, formando parte muchos de ellos de los enseres de cofradías y de diversos espacios de Antequera. Con motivo de la celebración del Sexto Centenario, y coincidiendo con la rehabilitación de la iglesia de Santa Eufemia, se le encargó por el Ayuntamiento la ejecución de una escultura en piedra de la santa, que desde septiembre de 2010 preside la fachada del templo.

- Peña Flamenca de Cartaojal "Paco Antequera". Creada hace diez años por un grupo de aficionados a este arte que se reunieron para organizar un festival y poder ayudar a la difusión del flamenco. En esta década ha celebrado diversas ediciones del festival, que se ha consolidado como uno de los más importantes de la provincia.

- Mª del Carmen Rodríguez. Titular de uno de los puestos del Mercado de Abastos, que se jubiló en noviembre de 2010. Ha regentado durante muchísimos años dicho puesto, habiéndolo heredado de sus padres, y éstos de sus abuelos tanto maternos como paternos. Por tanto, se trata de da una familia dedicada a las labores comerciales mercado durante varias generaciones, con la gestión siempre de mujeres, aunque en los archivos consten los maridos por razones de la época. Ha transmitido el negocio a su hija Ascensión, por lo que son ya cuatro generaciones de la misma familia las que han mantenido esta actividad comercial.

Y el resto de las distinciones:

- Medalla de la Ciudad, categoría de Oro. Asamblea Comarcal Cruz Roja Española.

- Medalla de la Ciudad, categoría de Plata. Escuela de Magisterio Mª Inmaculada.

- Medalla de la Jarra de Azucenas, categoría de Oro, a título póstumo. Cayetano Romero, quien fuera profesor y director del IES Pedro Espinosa.

- Medalla de la Jarra de Azucenas, categoría de Plata. IES Los Colegiales.

- Medalla de la Jarra de Azucenas, categoría de Plata. Fundación Prolibertas.

- Institución Predilecta de la Ciudad. Comandancia de la Guardia Civil.

- Institución Predilecta de la Ciudad. Comisaría del Cuerpo Nacional de Policía.

El alcalde ha tenido un recuerdo especial para " a mi compañero y amigo Cayetano Romero. Aún hoy en día, me cuesta acostumbrarme a su pérdida, a no encontrármelo por las mañanas, a la salida de mi casa, cuando él iba al instituto y la mayoría de las veces intercambiábamos algún comentario sobre temas siempre relacionados con la enseñanza o con Antequera. O a verlo montando en bicicleta por algunas de las carreteras de nuestra comarca. O en multitud de actividades que a lo largo de su vida desarrolló. Muchos somos los que seguimos viendo en él un ejemplo de dedicación a una profesión, a un centro y a una ciudad a los que amó con todas sus fuerzas".
© 2016 iAntequera.es. Todos los derechos reservados. Diseñado por iCIudad

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies